DACTILÓFONO O MÁQUINA DE TOCAR
 

Es uno de los primeros instrumentos del conjunto y fue construido por Gerardo Masana a partir de una vieja máquina de escribir. Posee unos tubos delgados de aluminio que cuando son percutidos por las teclas de la máquina dan un sonido similar al de un xilófono o glockenspiel. Es un instrumento cromático con una extensión de dos octavas completas y su afinación es muy precisa, cualidades éstas que lo han hecho intervenir en muchas de las obras del grupo, como por ejemplo en"Iniciación a las artes marciales", en la balada de "Archivaldo García", o en las "Canciones levemente obscenas" del espectáculo Imyloh.